El cardo, el alimento de temporada en septiembre

Publicado por Patricia Arroyo, 12 Sep 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Descubre los beneficios del cardo

Aprovechando que ya estamos en septiembre, hoy queremos hablaros sobre un alimento de temporada. Se trata del cardo, una verdura deliciosa para cocinar. ¡Conozcamos más sobre ella!

LO QUE DEBES SABER...
  • Cultivar: hay que cultivar el cardo entre los meses de julio y agosto, en zonas soleadas o de semisombra.
  • Beneficios: es una verdura buena para el colesterol, el estreñimiento, el funcionamiento del hígado y la digestión.
  • Cardo en bechamel de jamón: necesitamos cardos, jamón serrano, ajo, harina, mantequilla, leche, agua, aceite, perejil, nuez moscada y sal.

El cardo es una planta con hojas espinosas y un tallo bastante alto, entre 1 y 1,5 m. Pertenece a la misma familia que las alcachofas.

 

El cardo, una verdura deliciosa

Si disponemos de una huerta en casa y nos apetece cultivar cardos, la mejor época para hacerlo es entre julio y agosto, para que así en septiembre estén perfectamente desarrollados.

A la hora de plantarlos, deberemos hacerlo en una zona soleada o de semisombra. El riego será importante, pues estas plantas necesitan también humedad para un buen crecimiento.

Los cardos jóvenes son especialmente sensibles a las bajadas de temperatura, por lo que será preferible que se cultiven en semilleros cubiertos. Una vez que el cardo sea adulto podrá ser plantado en el suelo, pues aguantará las bajas temperaturas sin problemas. 

Hoy en día, los cardos no son un alimento muy habitual en nuestros platos, pero debemos saber que es una verdura muy rica y saludable. Además, es ideal para aquellas personas que necesitan disminuir los niveles de colesterol o se encuentran realizando dietas. También es recomendable para el buen funcionamiento del hígado y del aparato digestivo, y combate el estreñimiento por su contenido en fibra.

 

Cardo en bechamel de jamón

Para esta receta necesitaremos: 3 ramas con hojas de cardo, jamón serrano, 1 diente de ajo, 45 gramos de harina, 20 gramos de mantequilla, 1 vaso de leche, agua, aceite, perejil, nuez moscada y sal.

1. Limpiaremos los cardos, quitaremos los hilos y los trocearemos.

2. Introduciremos los cardos en una cazuela con agua y sal. Dejaremos hervir durante 10 minutos y reservaremos.

3. Elaboraremos la bechamel. Para ello, habrá que fundir la mantequilla en una sartén y añadir un chorrito de aceite y el ajo picadito. A continuación, echaremos dos lonchas de jamón serrano bien picaditas, un poco de perejil y la harina. Cuando los ingredientes se vayan cocinando, agregaremos la leche sin dejar de remover con una varilla. Es importante que se cocine a fuego lento.

4. Cuando la bechamel quede sin grumos, echaremos una pizca de nuez moscada rallada.

5. Escurriremos los cardos y los echaremos en otra cazuela. Por último, añadiremos la bechamel y cocinaremos a fuego lento otros 10 minutos. ¡Y listo para servir!

 

¿Te ha gustado este artículo? No te pierdas nuestros boletines. ¡Apúntate!



Comentarios (1)

gdani535 comento el 12/09/2014 a las 12:29

La verdad es que creo que nunca he comido cardo en ningún plato, pero esta receta de cardo en bechamel de jamón no debe estar nada mal, igual me animo a prepararla.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos