Receta de salsa Cumberland

Publicado por Covadonga Carrasco, 07 Ene 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Salsa Cumberland, cómo prepararla

Las salsas pueden hacer que una de nuestras comidas o cenas se convierta en un auténtico éxito. En el caso de la salsa Cumberland, también conocida como salsa Oxford, se considera como una auténtica delicatessen en el Reino Unido. Hoy aprendemos a prepararla.

LO QUE DEBES SABER...
  • Británica: es una de las salsas más consumidas en el Reino Unido y una de las más populares en el mundo gourmet.
  • Sencilla: su elaboración es sencilla y no cuenta con ingredientes muy complicados de encontrar.
  • Fría: es de las pocas salsas que a la hora de servirla debe estar fría, por lo que después de prepararla tendremos que guardarla en la nevera.

Como pasa con la mayoría de las recetas, desde su origen ha sufrido diversas modificaciones. Algunas dan prioridad a los frutos rojos, otras al zumo de naranja, otras aumentan la proporción de vino de Oporto, etc, todo depende del gusto de cada uno. Los ingredientes básicos de la receta de salsa Cumberland son: chalotas, jalea de grosellas, piel de naranja y limón, vino de Oporto y especias.

 

Ingredientes para la elaboración de la salsa Cumberland

1 o 2 chalotas

4 cucharadas soperas de vinagre de vino tinto

12 granos de pimienta blanca

100 ml de fondo de carne (o caldo de ave)

50 ml de vino de Oporto

2 cucharadas soperas de jalea de grosellas rojas

1 cucharadita de salsa inglesa

1 naranja 

1 limón 

Sal

 

Elaboración de la salsa Cumberland

Lo primero que tendremos que hacer será calentar el vinagre, la pimienta machacada y la chalota picada muy fina. Dejaremos que la mezcla reduzca aproximadamente unos dos tercios y añadiremos el fondo de carne, el Oporto, la jalea de grosellas, la salsa inglesa y el zumo del limón y la naranja recién exprimidos.

Llevaremos a ebullición la salsa y bajaremos el fuego. Añadiremos la sal al gusto y dejaremos cocer a fuego lento alrededor de 20 minutos más. La piel del limón la cortaremos en juliana fina y la incorporaremos antes de servir la salsa.

Cuando la salsa Cumberland esté lista la pasaremos por el chino y dejaremos que se enfríe a temperatura ambiente. Después la conservaremos en la nevera, ya que se sirve fría.

La presentación la podemos hacer en una salsera para que cada uno de nuestros invitados se sirva o añadirla directamente en los platos decorando los mismos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos