Tipos de sal para cocinar

Publicado por canalHOGAR, 18 Ene 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Sales para cocinar

Aunque los médicos aconsejan moderar el consumo de sal, este ingrediente convierte en especial cualquier plato. Hoy te contamos los distintos tipos de sal para cocinar que existen y cómo los puedes utilizar en tus recetas.

Si tomamos sal a diario y en grandes cantidades, puede ser perjudicial para nuestra salud, por lo que es aconsejable añadirla en su justa medida. Aunque normalmente siempre utilicemos sal de mesa, existen infinidad de tipos de sal para cocinar, con los que podrás potenciar mucho más el sabor de tus platos. Toma nota de las que te proponemos a continuación:

Sales más comunes

- Sal de mesa: es la más utilizada en cualquier cocina. Se trata de sales en forma de pequeños cristales y suelen tardar bastante tiempo en deshacerse porque son más gruesas.

- Sal yodada: este tipo de sal común está reforzada con yodo, un ingrediente poco habitual en la sal común.

- Sal fina: podemos encontrar dos tipos, marina (se disuelve fácilmente) o de roca que presenta un sabor más fuerte (tarda más en diluirse).

- Sal gorda: la identificarás porque los cristales son de mayor tamaño y se suele emplear en cocciones o en alimentos curados.

- Sal en escamas: se reconocen fácilmente porque son granos mucho más grandes en forma de plana. Esta sal se añade generalmente en el último momento y aporta una textura mucho más crujiente, así como un sabor más intenso.

Otras sales

- Sal marina sin refinar: para elaborar este tipo de sal se necesitan, como mínimo, 5 años, ya que se busca conseguir una concentración de agua de mar muy lenta y progresiva.

- Flor de sal: este tipo de sal es la más delicada. Su aroma es diferente al resto y se podría considerar una sal gourmet gracias a que está compuesta por diferentes sales marinas.

- Sal ahumada: como su propio nombre indica, esta sal incorpora aditivos para aportarle sabor y olor a humo. Es idónea para añadir a carnes, pescados y verduras.

- Sal negra: también se conoce como sanchal y es un tipo de sal de tierra muy poco refinada que tiene un sabor diferente. Se elabora sobre todo en la India.

- Gomasho: esta sal es una variación japonesa y es el resultado de mezclar sal con semillas de sésamo negro.

¿Has utilizado alguna vez estos tipos de sal para cocinar que aportan sabores y colores distintos? Con este listado podrás elegir la que prefieras según el plato que estés cocinando y recuerda siempre no pasarte con la cantidad para no poner en riesgo tu salud. Además, no olvides contratar un Seguro de Salud MAPFRE para beneficiarte de todas las coberturas que necesites en los momentos más críticos.

LO QUE DEBES SABER...
  • Uso: los diferentes tipos de sal pueden usarse para carnes crudas, guisos y horneados, cada una para un plato diferente.
  • Colores: las sales de colores están determinadas por el contacto con diversos minerales.
  • Comunes: las sales que usamos para cocinar en casa suelen ser la sal de mesa, la sal yodada y la sal gorda, entre otras.


Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios