Cocinar correctamente las legumbres

Publicado por Marta Leal, 16 Abr 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Consejos para cocinar las legumbres

Las legumbres son ricas en proteínas, hierro, vitaminas y fibra. Además son alimentos muy económicos y fáciles de cocinar.

LO QUE DEBES SABER...
  • Preparación: hay que poner las legumbres en remojo 12 horas antes de cocinarlas, como mínimo.
  • Cocinar: se pueden combinar con carne, arroz, verduras... pero nunca con alimentos ácidos.
  • Consejo: masticar bien e incorporar a la cocción hierbas aromáticas como el comino, tomillo o anís para evitar las flatulencias.

 

Siempre se deben poner en remojo la noche anterior o por lo menos 12 horas antes de ser cocinadas para que se hidraten y se ablanden. Se hará con agua fría a excepción de los garbanzos que será con agua templada.

 

Consejos para cocinar las legumbres

A la hora de poner las legumbres a cocer, también utilizaremos agua fría excepto para los garbanzos que necesitarán agua hirviendo y siempre a fuego medio. Para enriquecer más el sabor, podemos cocer con cebolla, ajo y laurel que retiraremos después del tiempo de cocción.

Si vamos a incorporar carne o verdura al plato de legumbres se pondrá a cocer desde el principio junto a ellas. Pero si lo que vamos a agregar es morcilla o patatas, estas se pondrán al final de la cocción.

Utilizaremos poca agua al principio e iremos agregando después agua fría poco a poco. Esta técnica se denomina "asustar" y es aconsejable hacer este proceso unas tres veces mientras se cocinan las legumbres.

La sal es mejor añadirla cuando haya trascurrido más de la mitad del tiempo de cocción. Además no debemos remover muchas veces las legumbres para que no se rompan.

Para evitar las flatulencias del organismo, es aconsejable añadir hierbas aromáticas como el comino, tomillo, perejil o anís que pondremos en un saquito de tela para sacarlo fácilmente después de la cocción.

Las legumbres se pueden combinar perfectamente con arroz, cebolla, acelgas... pero jamás lo haremos con alimentos ácidos como el limón o la naranja.

Para que la digestión sea más fácil debemos masticar bien y comerlas siempre enteras, ya que si lo hacemos en puré, la receta será más pesada además de que comeremos más cantidad e ingeriremos un mayor número de calorías.

Receta de garbanzos con arroz y espinacas

300 g de garbanzos

50 g de arroz

100 g de espinacas

Sal

Berenjena

Aceite de oliva virgen

Pondremos los garbanzos a cocer en una cazuela con agua y sal. Previamente habremos puesto en remojo las legumbres. Después de unos 45 minutos de cocción, desespumaremos, añadiremos las espinacas limpias y troceadas y el arroz. Dejaremos que se haga todo durante 15 minutos más y serviremos caliente. Por último, acompañaremos este plato con unas rodajas de berenjena frita.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos