Cómo pelar tomates con facilidad

Publicado por Cristina Yañez, 01 Feb 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Truco para pelar tomates

Uno de los ingredientes que casi nunca falta en muchas de las recetas de nuestra gastronomía es el tomate ya que sus diferentes formas de preparación lo convierten en un aliado ideal para acompañar numerosos platos o preparar varias salsas. Pero, ¿sabes pelarlo con facilidad?

LO QUE DEBES SABER...
  • Utensilios: dos recipientes (uno con agua hirviendo y otro con agua muy fría).
  • Tiempo: en menos de 5 minutos podremos tener nuestros tomates totalmente pelados.
  • Corte: en forma de cruz en la base del tomate y lo más superficial posible.

 

Crudo, frito o en salsa, el tomate es un gran antioxidante y una fuente de minerales, vitaminas y fibra

 

Pasos para pelar el tomate 

Llegado el momento de la preparación, nos encontramos con que la receta requiere que los tomates estén pelados y, por muy doctos que seamos en el manejo de los cuchillos, puede resultar una tarea complicada si la hortaliza está madura o muy blanda, pues con toda probabilidad acabaremos destrozándola y no conseguiremos que la piel salga de una manera limpia y conservando la forma del tomate. 

Para evitar todo esto y poder pelar el tomate con facilidad, existe un truco muy sencillo que podremos realizar en cuestión de pocos minutos.

En primer lugar, deberemos realizar dos cortes superficiales en forma de cruz sobre la base del tomate y poner un cazo con agua a hervir.

Una vez que el agua esté hirviendo, depositaremos en el recipiente los tomates durante un minuto o dos.

Durante este tiempo, prepararemos un cuenco con hielos y agua muy fría donde colocaremos los tomates inmediatamente después de sacarlos del cazo en el que estaban hirviendo.

Los dejaremos otro minuto o dos y los sacaremos. Lo normal llegado a este punto es que la piel se haya desprendido casi en su totalidad sin necesidad de hacer nada, pero si no fuera así, bastaría con tirar cuidadosamente desde los cortes que hemos realizado en el primer paso y tendremos un tomate totalmente pelado de una manera sencilla y sin necesidad de emplear en todo el proceso un cuchillo. 

Cambio de temperatura 

La explicación de este fenómeno reside en que el cambio brusco de temperatura que sufre el tomate hace que la piel se separe de la carne.

Si los tomates que tenemos no sucumben a este truco porque poseen una piel muy difícil de quitar, bastará con dejarlos más tiempo en el agua hirviendo siempre y cuando los vayamos a usar para cocinar posteriormente y no para comer crudos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde Facebook nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su nombre será publicado junto a su comentario

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE TECH S.A., como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.