Cómo aprovechar las sobras de las cenas de Navidad

Publicado por Covadonga Carrasco, 21 Dic 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Aprovechar las sobras de Navidad

Por mucho que nos empeñemos, comamos hasta no poder más y repitamos de cada uno de los platos, siempre queda comida en Navidad. Así que como a todos nos han enseñado desde pequeños que la comida no se tira, vamos a deciros cómo aprovechar las sobras de Navidad.

LO QUE DEBES SABER...
  • Congelar: es la opción más habitual si no queremos estar comiendo el mismo plato durante una semana.
  • Pescado: desmigarlo es una buena opción para después hacer croquetas.
  • Carnes: recocinadas al horno con arroz o con pasta pueden ser la solución ideal.

 

Recalentar la comida no suele apetecer, entre otras cosas porque pierde su sabor y después de haberla degustado recién hecha no nos gusta quedarnos con una comida de peor calidad.

 

Deliciosas croquetas de merluza

Los pescados por ejemplo, como la típica merluza asada, en vez de guardarla y meterla en el microondas al día siguiente podemos guardarla pero desmigada. También podemos congelarla, pero para aprovecharla rápidamente con las migas de la merluza podemos preparar unas deliciosas croquetas de pescado. Originales y muy sabrosas. Si sobró algo de marisco podemos incluirlo en la receta para que esté más exquisita todavía.

En el caso de la carne, como por ejemplo el redondo de ternera, que sin saber muy bien el motivo y siendo uno de los platos más populares siempre sobra, podemos congelarlo por raciones o usarlo para hacernos un bocadillo a la hora de merendar. Parece un poco “cutre” pero cuando lo probéis dejaréis de pensarlo.

El arroz como manera de recocinar la carne

Con el cordero, bien sea en paletilla, pierna o asado, podemos volver a cocinarlo con un poco de arroz. El arroz podemos prepararlo al horno y colocar los pedacitos de cordero por encima cuando queden pocos minutos para el fin de la cocción.

Los arroces, las pastas, las empanadillas, las croquetas… son muchas de las opciones que tenemos a la hora de cocinar las sobras de las cenas y comidas de Navidad.

Aunque probablemente y con la situación que muchos amigos y familiares están pasando, no habrá mejor manera de aprovechar la comida que nos ha sobrado en nuestras cenas que dándosela a la gente que más lo necesita. Seguro que haremos feliz a una familia y compartiremos con los que no tienen posibilidades una Navidad un poco más alegre.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios