¿Freidora o sartén?

Publicado por canalHOGAR, 30 Mar 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Elegir sartén o freidora

Aunque intentemos llevar una dieta sana y equilibrada, seguro que de vez en cuando nos apetece tomar unas croquetas o unas patatas fritas. Para preparar este tipo de comidas, ¿es mejor freidora o sartén?

El hecho de utilizar una freidora o sartén dependerá fundamentalmente de la frecuencia con la que prepares fritos en tus comidas. A pesar de ello, ambas formas de freír los alimentos tienen sus ventajas e inconvenientes, por lo que la última decisión dependerá de tus necesidades.

Freír en sartén

Recuerda comprobar que la sartén que utilices para freír debe ser de buena calidad, antideslizante, antiadherente y que esté en buen estado. En caso contrario, al calentar el aceite puede requemarse y estropearse aún más.  

Para cocinar ciertos alimentos como patatas fritas o congelados como empanadillas y croquetas, es recomendable usar una sartén honda que te permita añadir una gran cantidad de aceite e introducir los alimentos dentro.

También es aconsejable usar una espumadera para filtrar el aceite después de haber cocinado y poderlo guardar para un segundo uso.

Una de las principales ventajas de la sartén es que se necesita menos cantidad de aceite que en el caso de la freidora, aunque por el contrario se corre más riesgo de que salpique cuando esté caliente y los alimentos tardarán más tiempo en cocinarse.

Usar la freidora

La freidora es mucho más sencilla de utilizar, ya que sólo hay que llenarla de aceite y cambiarlo cada tres usos aproximadamente. Como es lógico, el gasto de aceite es mayor que utilizando la sartén.

Otra ventaja de las freidoras es que el aceite no salta y no existe riesgo de que ningún alimento se quede más crudo porque el calor se distribuye por todas las zonas por igual.

Sin embargo, uno de los principales inconvenientes de las freidoras es que son más complicadas de limpiar, algo que se debe hacer en cada cambio de aceite. Además, dado que los alimentos están más cubiertos, hay que dejar que escurran bien durante al menos 5 minutos y colocarlos en un plato con papel absorbente.

No olvides poner la temperatura recomendada por el fabricante según el alimento que vayas a cocinar.

Sabiendo los pros y los contras de utilizar la freidora o la sartén puedes elegir el utensilio que mejor satisfaga tus necesidades. Además, recuerda que no es recomendable abusar de los fritos, mejor si los sustituyes por alimentos cocinados al vapor o a la plancha. Para complementar tu dieta, el Seguro de Salud MAPFRE es la opción más recomendada a la que recurrir para paliar alguna enfermedad o dolencia.

LO QUE DEBES SABER...
  • Sartén: usa menos aceite, pero los alimentos tardan más en hacerse y el aceite caliente puede saltarnos.
  • Freidora: utiliza mayor cantidad de aceite, pero los alimentos tardan menos en hacerse y no hay riesgos de salpicaduras.
  • Ambos: dejar que los alimentos escurran y poner papel absorbente en el plato antes de servir.


Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos