Aprovecha el verano para hacer bricolaje en casa

Publicado por Luis Bermejo, 08 Jul 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Reformas de verano en el hogar

Llega el verano y con él las vacaciones, así que vamos a disponer de mucho tiempo libre que antes no teníamos. Además, en verano hay más horas de luz y hace mejor tiempo, por lo que podemos trabajar más cómodamente en el exterior. Por ello, esta es la época ideal para preparar la casa de cara al invierno y dejarla a punto para la llegada del frío.

LO QUE DEBES SABER...
  • Precaución: si vamos a realizar tareas de bricolaje en el exterior de casa, tendremos que protegernos del sol con protectores solares y no trabajar en las horas centrales del día.
  • Horario: una buena hora para hacer labores de bricolaje es a partir de las 8 de la tarde, pues aún quedan un par de horas de luz y no hace tanto calor.
  • Reparaciones: habrá que comprobar los suelos de baldosas, la fachada, las ventanas y persianas y los elementos de madera de exterior, entre otras tareas.

El verano es el momento perfecto para hacer reparaciones y reformas en casa, ya que, además de aprovechar los días libres de vacaciones, las condiciones climatológicas son favorables.

 

¿Qué reformas hacer en casa durante el verano?

Lo primero en lo que podemos ponernos manos a la obra es en el mantenimiento de los suelos de azulejos. Con el tiempo, las juntas de los azulejos exteriores se llenan de tierra y crecen malas hierbas y moho que pueden terminar levantando las baldosas. Además, estos daños permitirán que entre el agua y se pueda congelar en invierno. Por ello, limpiaremos las juntas con una pistola de presión y repasaremos las que estén más dañadas con cemento blanco o gris, dependiendo del color que queramos.

También será un buen momento para pintar la fachada de nuestra casa. Las fachadas sufren durante todo el año las inclemencias meteorológicas, por lo que suelen deteriorarse muy rápido. El verano es idóneo para pintar y repasar desconchones. Incluso podemos plantearnos un cambio de color.

 

Ventanas, escaleras y barandillas

Otra tarea que deberemos llevar a cabo será la de limpiar ventanas y persianas por fuera. La suciedad exterior puede terminar afectando a las ventanas, además de hacer que las persianas se deslicen con más dificultad. Podemos usar una pistola de agua a presión (con cuidado de no emplear la máxima potencia) y dejar estos elementos listos y a punto. También aprovecharemos para repasar y cambiar las lamas rotas de las persianas.

Por último, será recomendable que reparemos las maderas del porche, escaleras, barandillas, etc. Para tratar las maderas de exterior usaremos barnices apropiados para cada tipo de material y, sobre todo, que protejan contra hongos e insectos. Si es preciso, lijaremos primero para dejar un mejor acabado.

Seguro que hay muchas otras tareas que podemos realizar en verano para reformar nuestro hogar, por ejemplo, habrá que comprobar en qué estado se encuentra la iluminación exterior y las condiciones del jardín en general, si disponemos de uno en casa.



Comentarios (1)

simeonediego842 comento el 08/07/2014 a las 12:50

Tengo tantas cosas que reformar en casa... no sé si el verano me dará mucho de sí :D

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios