Cómo decorar la escalera

Publicado por Covadonga Carrasco, 15 Ago 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Decoración escaleras

Son pocos los que piensan en la zona de la escalera como una de las partes de la casa que más posibilidades ofrece a la hora de decorar. Un lugar de tránsito que necesita un toque original para darle la importancia que merece.

LO QUE DEBES SABER...
  • Peldaños: con alfombras o cubriéndolos con motivos originales.
  • Plantas y flores: colocadas en la barandilla le darán un aspecto fresco y divertido.
  • Paredes: no sobrecargarlas de decoración. Lo original es hacer que esa pared sea de diferente material que el resto.
  • Hueco de la escalera: aprovecharlo para hacer una estantería.

 

Lo primero que debemos pensar es en la parte que queremos decorar, si es la barandilla, los peldaños o la pared que ocupa toda la escalera. Una vez elegida esta parte lo siguiente será ponernos manos a la obra.

Si nos hemos decidido por la barandilla, esta debe ser de un estilo similar a la zona en la que se encuentre la escalera. Las más vistosas son las de madera en tonos oscuros o en blanco. Si tu decoración es más moderna podrás incluir colores mucho más llamativos y con otro tipo de material.

 

Barandilla y peldaños

Para darle un toque natural y divertido podéis colocar flores en los barrotes de la barandilla o una planta llamativa en el primer peldaño de la escalera junto a la pared o la barandilla.

A la hora de decorar los peldaños podemos hacerlo con una alfombra, aunque los diseños de los peldaños últimamente son tan vistosos que prácticamente no necesitan decoración. Si te decides por cubrir los peldaños con una alfombra, lo principal es elegir un material que no resbale y que no atrape el polvo fácilmente. Si no quieres usar alfombras también puedes cubrir los peldaños con materiales especiales o incluso pintarlos con motivos originales.

Aprovechar el hueco para ordenar y decorar

Las paredes también pueden ser decoradas bien con cuadros o portarretratos, o cubriéndolas por completo con algún material diferente al resto de las paredes, como pueden ser piedras, madera o cualquier otro material que esté acorde con la decoración. Nunca deben estar demasiado recargadas porque reducirán la sensación de amplitud de la estancia y además no quedará bonito.

El hueco de la escalera además también puede resultar muy decorativo si lo aprovechamos colocando una estantería llena de libros o accesorios originales. De esta forma, además, sacareos provecho de ese hueco, que nunca viene mal.

La decoración dependerá mucho del tamaño de la escalera y de la estancia para que quede bonito y no muy recargado.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos