Cómo pintar un armario

Publicado por Luis Bermejo, 22 Jul 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Pintar un armario

En estos tiempos de crisis todos miramos mucho la economía doméstica, por lo que cambiar el mobiliario de casa suele dejarse para otros momentos mejores. Si tenemos un armario viejo o que está un poco deteriorado y nos gustaría cambiarlo pero no podemos permitírnoslo, vamos a aprender a pintarlo para darle una nueva imagen.

LO QUE DEBES SABER...
  • Renovar un armario: podemos pintar un armario viejo que tengamos en casa para darle un toque diferente, ya que ahora se llevan mucho los armarios clásicos con aire renovado.
  • Seguridad: siempre pintaremos en una habitación bien ventilada para evitar mareos a causa de los vapores.
  • Consejo: es recomendable dar una primera capa de imprimación para preparar la superficie del armario.

Como siempre pasa con los trabajos de pintura, primero es necesario preparar el soporte. En este caso miraremos si hay daños en la madera, arañazos profundos, golpes, etc.

 

Revisar y reparar un armario

Si existen desperfectos, entonces los taparemos con masilla especial para madera. Intentaremos buscar un color similar al del mueble, ya que, aunque luego vayamos a pintar, es preferible que no destaque sobre el fondo. Aplicaremos la masilla con una espátula y dejaremos la superficie lisa.

Si el mueble es viejo, conviene también revisar que no existen signos de carcoma. Si vemos pequeños agujeros por alguna parte, será imprescindible tratar el mueble con algún producto antixilófagos.

Repasaremos también el estado del recubrimiento existente (barniz o pintura). Si vemos agrietamiento o que el recubrimiento ha saltado en alguna zona, será conveniente decapar el mueble y quitarlo. Podemos usar una pistola de calor o una lijadora orbital para que este trabajo sea más fácil. Si el revestimiento está bien, nos aseguraremos de que está libre de grasa y suciedad, así que lo limpiaremos en profundidad con algún producto desengrasante.

Para un mejor acabado es recomendable desmontar puertas, baldas y sacar los cajones. Pero, si lo hacemos con cuidado, también podremos pintar el armario sin desmontar nada.

 

Cómo pintar un armario correctamente

Cuando el armario esté limpio, seco y liso, será el momento de pintarlo. Si el mueble está pintado o barnizado con colores oscuros, deberíamos elegir algún tono también oscuro. Otra opción es dar una primera mano de color blanco o una imprimación para madera que preparar la superficie.

Elegiremos el tipo de pintura que más nos guste. Recomendamos las pinturas acrílicas, ya que la limpieza de los muebles después es muchísimo más fácil y los vapores son menos nocivos. Usaremos una paletina pequeña para esquinas y zonas interiores y un rodillo de espuma para las grandes superficies planas. Daremos dos manos y, si es preciso, lijaremos entre ellas para un mejor acabado.

De esta sencilla manera habremos renovado nuestro armario y ya podremos esperar unos años más para comprar uno nuevo, ahorrándonos así bastante dinero.

 

Si te han parecido interesantes estos consejos de bricolaje, nuestro boletín de canalHOGAR te da muchos más. ¡Suscríbete ahora!



Comentarios (1)

martincp118 comento el 22/07/2014 a las 12:12

Me gusta la idea de pintar un armario que ya no nos guste mucho porque está estropeado o porque sencillamente queremos darle un aire diferente. Gracias por los consejos!

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos