Hacer una mesa de cultivo para tu terraza

Publicado por Luis Bermejo, 30 Abr 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Hacer una mesa de cultivo

Actualmente está muy de moda plantar nuestras propias verduras y hortalizas. Para ello, puedes emplear pequeñas macetas distribuidas por la terraza o el jardín, o puedes utilizar una mesa de cultivo. La ventaja es que con la mesa de cultivo no tendrás que agacharte y te será más fácil cuidar de tus verduras. Por su parte, la desventaja es que suelen ser bastante caras. Así que hoy te vamos a enseñar cómo elaborar tu propia mesa de cultivo DIY, ya verás que con pocos materiales será muy fácil hacerla y muy económico.

MATERIALES Y HERRAMIENTAS
  • -4 postes de madera de 1 m de longitud
  • -20 tablas de palet de 120 cm de largo por 10 cm de ancho
  • -Malla antihierbas
  • -Destornillador eléctrico
  • -Lijadora eléctrica con lijas de grano medio/fino
  • -Sierra de calar
  • -Metro
  • -Lápiz
  • -Tornillos de 3,5x35
  • -Grapadora
  • -Gafas y guantes de seguridad
  • -Martillo y/o maceta cortafríos
  • -Palanqueta
  • -Barniz

 

Las tablas las podemos conseguir desmontando algún palet viejo o podemos comprarlas sueltas en alguna empresa de leñas o palets reciclados. Como ves no necesitamos mucho material.

PASO 1

Cogeremos 3 tablas y las marcaremos a 56 cm con el metro y el lápiz. Las cortaremos con la sierra de calar y, con el resto de cada tabla, volveremos a marcarlas a 56 cm y repetiremos el corte, con lo que tendremos 6 trozos de 56 cm.

PASO 2

Presentaremos las tablas de 56 cm sobre 2 postes. Pondremos la primera en uno de los extremos de los postes a ras por los laterales y la atornillaremos usando tornillos de 3,5x35. Nos aseguramos de que los postes están rectos y paralelos, y atornillaremos 2 tablas más a continuación. Repetiremos el proceso con los otros 2 postes y las 3 tablas sobrantes. Ya tendremos los laterales de nuestra mesa de cultivo.

PASO 3

A continuación, cortaremos 2 trozos de tabla de 30 cm con la sierra de calar. Presentaremos sobre la mesa 3 tablas enteras juntas y, en el centro, atornillaremos una de las tablas que acabamos de cortar. Pondremos 2 tornillos por tabla de forma cruzada. Repetiremos el proceso con otras 3 tablas. Estas partes serán el frontal y la trasera de la mesa.

PASO 4

Sobre los laterales atornillaremos el frontal. Primero pondremos un tornillo en la parte superior en cada uno de los lados y, después, con el metro nos aseguraremos de que los 2 laterales están paralelos y atornillaremos ya totalmente el frontal. Le daremos la vuelta a la mesa y repetiremos el proceso con la parte trasera. Ya tendremos hecha la forma de la mesa de cultivo, pero nos faltará el fondo.

PASO 5

Con la mesa en posición invertida, presentaremos una tabla al lado de las patas. Con el metro mediremos y marcaremos el cuadrado de cada pata en los 2 extremos de la tabla. Con la sierra de calar cortaremos los 2 cuadrados sobrantes. Atornillaremos sobre el frontal.

PASO 6

Sujetaremos 4 tablas más a continuación de la que hemos cortado y atornillado. Al igual que hemos hecho antes, presentaremos otra tabla al lado de las otras patas y marcaremos con un lápiz para cortar de nuevo los cuadrados con la sierra de calar. Es importante hacerlo así para ajustar al máximo el fondo de la mesa a la estructura.

PASO 7

A unos 20 cm del extremo de las patas, colocaremos 2 tablas a lo largo y 2 más (que cortaremos a la medida) a lo ancho, que nos servirán de refuerzo para evitar que se “abran” las patas con el peso de la mesa.

PASO 8

Le daremos la vuelta a la mesa y mediremos en el fondo la separación que hay entre el frontal y la trasera. Cortaremos una tabla a esa medida y la sujetaremos con tornillos. Esto nos servirá de refuerzo para que, al meter la tierra, con el peso no se deforme el fondo de la mesa. Atornillaremos el frontal y la trasera a esta tabla de refuerzo con unos tornillos largos, que reforzarán aún más la estructura.

PASO 9

Con la malla antihierbas forraremos el interior de la mesa. De esta manera, dejaremos pasar el agua sobrante pero no se escapará la tierra entre las rendijas de las maderas. Nos ayudaremos de una grapadora para fijarla.

PASO 10

Y ya solo nos quedará darle a la mesa un repaso con la lijadora para quitar todas las astillas y suavizar la madera. Es preciso perder algo de tiempo en esta tarea para dejar un buen acabado. Terminaremos aplicando un barniz protector, ya que la mesa estará expuesta a las inclemencias del tiempo además de a la humedad de la tierra y el riego de las plantas.

TRUCOS Y CONSEJOS
  • -Si quieres poner diferentes plantas y que no se mezclen las raíces entre ellas, puedes hacer unas divisiones en el interior de la mesa para hacer partes independientes.

 

¿Te ha gustado este artículo? No te pierdas nuestros boletines. ¡Apúntate!       



Comentarios (1)

mariagarcia421 comento el 30/04/2015 a las 11:32

Tengo pequeñas macetas en la terraza a modo de minihuerto, pero creo que una mesa de cultivo me vendrá mucho mejor. La intentaré hacer :D

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos