Cómo hacer una vitrina de madera

Publicado por Luis Bermejo, 29 Mar 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Hacer una vitrina de madera DIY

El reciclaje está de moda, y reutilizar muebles viejos o estructuras de madera es algo ya muy habitual, sobre todo en casas rústicas o en bodegas. Si has estado de reformas en casa, seguramente te habrán sobrado materiales, tablones, palets, restos de azulejos, etc. ¿Por qué no aprovechar todo esto para hacer un poco de bricolaje casero? En este caso te vamos a indicar cómo fabricar una vitrina de madera con restos reciclados.

LO QUE DEBES SABER...
  • Materiales: podemos usar tablones de obra o tablas de palets, y para las puertas una vieja ventana de madera.
  • Tratamiento: antes de nada trataremos la madera con algún producto insecticida y fungicida, pues podría llevar carcoma oculta o algún hongo que termine estropeando el resto de los muebles.
  • Cristales: si no podemos quitarlos, habrá que protegerlos con cinta de pintor.

Para hacer una vitrina necesitaremos una estructura que podremos hacer con tablones y unas puertas. Si tenemos una ventana vieja, nos vendrá muy bien para hacer las puertas, pero también podremos fabricarlas. Lo mejor de hacer un mueble rústico con materiales reciclados es que no se busca la perfección, de hecho, son precisamente esas imperfecciones las que lo harán tan atractivo en la decoración del hogar.

 

Montar la vitrina

Si tenemos una ventana para utilizarla como puertas, tomaremos las medidas exteriores para hacer la estructura. Prepararemos cuatro tablones y los cortaremos a la medida, si son muy gruesos igual no es suficiente una sierra de calar y precisaremos de una sierra de disco, que es más potente. Después, lijaremos todas las piezas para quitarles rugosidades y astillas. Usaremos una lijadora eléctrica con lijas de grano medio primero y, posteriormente, de grano fino para el acabado.

Para ensamblar la estructura, emplearemos espigas de madera encoladas y tornillos de ensamblaje. Si queremos darle más fuerza, añadiremos internamente unas escuadras de acero sujetas con tirafondos. Para darle mayor rigidez es conveniente añadir una trasera, para ello podemos usar tablas sueltas de palets cortadas a la medida y lijadas. Montaremos la ventana sobre la estructura, fijaremos las bisagras con tirafondos y añadiremos algún tipo de cerrojo para mantener las puertas cerradas.

Pintar la estructura

Por último, será el momento de pintar o barnizar la vitrina. Si podemos retirar los cristales, los quitaremos, y si no es posible, los protegeremos con cinta de pintor.

Hay multitud de tratamientos para darle más aspecto envejecido a los muebles rústicos, como pinturas especiales, ceras, craquelados, etc. Pero también podemos aplicar una llama con un soplete (no muy cerca), lo que irá quemando ligeramente la superficie de la madera y resaltando las vetas, dejando un aspecto rústico muy realista. Posteriormente, aplicaremos un barniz satinado que terminará de proteger la madera y le dará el tono que se adapte al resto de nuestros muebles. 

Solo restará colgar la vitrina en la pared o, si es muy alta, ponerle unas patas para apoyarla sobre el suelo, en este caso unos pequeños tacos de madera quedarán perfectos.



Comentarios (1)

gdani535 comento el 01/04/2015 a las 11:17

Una idea muy buena para los amantes del bricolaje. Las vitrinas de madera tienen ese encanto de pueblo donde los abuelos guardaban los dulces y botes con todo lo que pudiésemos imaginar. Me parecen muy acogedoras por su carácter rústico y cálido.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos