Taladrar y cortar la madera sin astillarla

Publicado por Luis Bermejo, 26 May 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Taladrar y cortar madera sin estropearla

Dejar un buen acabado y evitar que se astille la madera al taladrarla y cortarla puede resultar un trabajo complicado, pero si sigues leyendo este artículo, te enseñaremos cómo realizar esta tarea sin ningún problema.

LO QUE DEBES SABER...
  • Cortar madera: siempre hay que intentar hacer los cortes en el sentido de las vetas de la madera, pues el astillado ocurre más a menudo cuando la madera no se corta a lo largo de la veta.
  • Sierra: en una sierra, cuanto menores sean los dientes de la hoja empleada, más limpio será el corte y menos astillas dejaremos.
  • Madera y taco mártir: es recomendable usar otras piezas de madera que se puedan estropear para colocarlas debajo antes de cortar o taladrar.

Como primer consejo, para serrar es necesario usar una sierra especial para madera. Deberíamos utilizar una sierra de acero de mínimo 80 dientes, a una velocidad de aproximadamente 3.000-4.000 rpm para una sierra con un diámetro de 200 mm.

 

Cortar madera sin astillarla

Para evitar el astillado podemos usar una madera “mártir” (una pieza de madera que no importa estropear). La fijaremos con sargentos a lo largo de la línea de corte y tendrá la misma longitud que el corte a realizar.

Si no podemos fijar una madera mártir, podemos usar cinta de carrocero. La pegaremos sobre la línea de corte y en la zona inferior, por donde sale la sierra, que es la zona más propensa a astillarse. Una vez hayamos realizado el corte quitaremos con cuidado la cinta, sin dejarla mucho tiempo puesta, ya que se podría pegar demasiado y astillaríamos la madera al quitarla.

 

Taladrar madera y evitar astillas

Al taladrar madera, la zona que se astilla es la salida de la broca. Por ello, usaremos brocas helicoidales terminadas en punta especiales para madera, ya que se embozarán menos que las normales. Utilizaremos también un taco “mártir” que colocaremos en la salida del agujero sujeto con sargentos, o simplemente apoyaremos con fuerza la madera a taladrar sobre otra superficie de madera que no importe estropear.

Las revoluciones tienen que ser de 1.000-1.500, ya que si no, corremos el riesgo de quemar la madera.

Con todos estos consejos podremos trabajar la madera sin problemas y conseguiremos fabricar nuestros propios muebles fácilmente con un buen acabado.

 

Si te han parecido interesantes estos consejos de bricolaje, nuestro boletín de canalHOGAR te da muchos más. ¡Suscríbete ahora!



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos