Cómo trabajar con formones

Publicado por canalHOGAR, 20 Oct 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Distintos tipos de formones

Te enseñamos los usos del formon, una herramienta para trabajar la madera, asi como los diferentes tipos que existen y el cuidado que requieren.

 ¿Te gusta restaurar muebles antiguos o construir objetos nuevos con madera? Para realizar este tipo de tareas, hay una herramienta que es indispensable. Sí no la conoces todavía,  hoy te enseñamos qué son los formones y cómo se trabaja con ellos.

En muchas ocasiones, no sólo necesitaremos un formón, sino que un martillo también será necesario para ejercer más fuerza sobre dicha herramienta y poder incidir mejor en la madera. Aunque casi todos hemos visto en alguna ocasión a carpinteros trabajando con este utensilio y parece fácil, hay que tener en cuenta una serie de puntos para saber cómo trabajar con formones perfectamente.

  ¿Cómo son los formones?  

El formón es una herramienta que tiene una parte de metal (con la que se trabaja) y otra parte de madera que sirve de mango. Su funcionamiento es muy sencillo, ya que sólo hay que colocarlo sobre la madera y golpear el mango con un martillo o haciendo fuerza si la resistencia de la madera nos lo permite.

Dependiendo del ángulo de inclinación en el que coloquemos la herramienta, podremos levantar una capa más o menos gruesa de madera. Es un utensilio muy práctico para realizar muescas, cortes, rebajar la superficie de la madera o tallar de forma artesanal.

Los diferentes tipos de formones que podemos encontrar varían en función del grosor que tenga el extremo de la parte de metal, aunque lo más normal es que oscilen entre los 10 o 14 milímetros de ancho.

En cuanto a precios, encontrarás de muchas calidades y categorías. Existen juegos de 6 o 8 formones sencillos, pero adecuados para iniciarse, incluso por menos de 30 euros. Sin embargo, un juego de formones de ebanista profesional te costará más bien entre 150 y 200 euros.

  Usos indicados y cómo mantenerlos

Si queremos que esta herramienta nos dure mucho tiempo, deberemos mantenerla siempre bien afilada y no esperar a que esté demasiado desgastada. En este último caso, el resultado en la madera no será el deseado.

Aunque veas que la forma del formón se puede utilizar para otros usos, como palanca o destornillador, descarta esta opción para evitar que se deforme o que pueda provocar desperfectos en el material en el que lo utilicemos erróneamente.

Recuerda también cubrir los formones con protectores de plástico cuando hayamos terminado de usarlos. De esta forma se conservarán en mejor estado.

Ya que sabes cómo trabajar con formones, no dudes en llevar a cabo esa idea que tienes desde hace tiempo y crear tu propia obra con madera. No olvides que para realizar otro tipo de tareas de bricolaje en casa, el Seguro de Hogar Platino MAPFRE te lo pone fácil con su cobertura centrada en este tipo de trabajos.

LO QUE DEBES SABER...
  • Usos: realizar cortes en la madera y tallarla de forma artesanal para esculpir cualquier figura que queramos.
  • Cuidados: debemos cuidar correctamente la herramienta afilándola de vez en cuando y protegiéndola cuando no vayamos a usarla.
  • Tipos: existen diferentes tipos dependiendo del grosor que tenga la hoja de metal con la que se trabaja.


Comentarios (3)

kilmer comento el 12/02/2014 a las 04:04

muy buena información se los recomiendo

JORGE comento el 31/10/2014 a las 19:42

quiero ser inscripto y recibir información en gral.

canalHOGAR comento el 11/11/2014 a las 09:49

Hola Jorge, para suscribirte al boletín de canalHOGAR tienes que acceder a la siguiente url:

http://www.mapfre.es/emarket/boletines.do?zona=510&pid1=20140623-tcu-reg-16

Saludos :)

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos