Cómo quitar un techo de uralita

Publicado por Luis Bermejo, 25 Abr 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Retirar un techo de uralita

Si tienes algún cobertizo, caseta o cochera con el techo de uralita y vas a hacer reformas, tienes que saber que no se puede manipular, ni mucho menos tirar el techo de uralita (fibrocemento) sin los consiguientes permisos. 

LO QUE DEBES SABER...
  • Amianto: no todos los fibrocementos contenían amianto, podemos realizar un análisis previo en un centro especializado para averiguar si hay presencia de amianto en nuestro techo de uralita o no. Eso sí, tendremos que pagar entre 100 y 300 € para hacer el estudio.
  • Seguridad: manipular fibrocementos que contengan amianto puede tener repercusiones muy graves para nuestra salud. Por eso, es necesario llamar a una empresa especializada.
  • Permisos: para retirar el fibrocemento es necesario que la empresa que realice el trabajo cumpla con el Real Decreto 396 y esté inscrita en el RERA (Registro de Empresas con Riesgo de Amianto).

Los antiguos materiales de fibrocemento contenían fibras de amianto. El amianto es un mineral que puede producir enfermedades graves en los humanos y otros seres vivos y, por consiguiente, hay que manejarlo con muchísimo cuidado.

 

Qué procedimiento seguir para retirar un techo de uralita

Por muy pocos metros cuadrados que tengamos instalados de techo de uralita, no merece la pena correr el riesgo para nuestra salud y para los vecinos de al lado. No solo hay que tomar las debidas precauciones al quitarlo y manipularlo, sino que después no se puede tirar a un vertedero. Hay que tener en cuenta que podemos ser responsables de un delito ecológico con multas e incluso penas de cárcel por la gravedad y el riesgo del material vertido.

Así que, dicho esto, si necesitas quitar techos de uralita, llama a una empresa especializada en este tipo de residuos. Asegúrate de que esté inscrita en el RERA y que cumpla con el RD 396, ya que en caso contrario podrías ser responsable subsidiario del delito.

Medidas de seguridad

El proceso de retirada no es complicado, pero las precauciones a tomar por parte de la empresa que lo retire sí lo son. Primero los operarios necesitan llevar la ropa y las protecciones personales adecuadas para no inhalar ni entrar en contacto con el material. Una vez retirado el techo de uralita, es preciso envolverlo en un material plástico y sellarlo para que en el transporte no se desprenda ninguna partícula. Además, el medio de transporte que lo lleve tiene que estar preparado para este tipo de materiales. Posteriormente, hay que gestionar el residuo para eliminarlo de forma segura.

Para que te hagas una idea, estaríamos hablando aproximadamente de unos 1.500 € para retirar 50 m2 de uralita. Aunque pueda parecer excesivo, te aseguramos que el riesgo es real, así que mejor dejar este tipo de trabajos a los especialistas.

Además, si al hacer la obra surgen algunos desperfectos o averías, lo ideal es contar con un buen seguro de hogar que pueda cubrir cualquier problema.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos