Cómo instalar un asiento en la ducha

Publicado por Cristina Yañez, 31 Ene 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Instala un asiento para la bañera

Cuando tenemos personas mayores a nuestro cargo que no pueden moverse con autonomía y necesitan de nuestra ayuda para las tareas cotidianas como puede ser el hecho de ducharse, existen determinados utensilios o mobiliario que pueden facilitarnos la labor.

LO QUE DEBES SABER...
  • Sillas fijas: se sujetan a la pared con un taladro y pueden plegarse para ocupar el mínimo espacio.
  • Removibles: se ponen en el momento del baño y se quitan al finalizar.
  • Uso: fundamentalmente para personas mayores que tienen escasa movilidad y no pueden mantenerse de pie.

 

Los asientos para la ducha evitarán caídas o resbalones y proporcionarán una seguridad a la hora de tomar una ducha tanto a nosotros como a nuestros familiares que tengan que usarlo. 

 

Colocar el asiento 

Dependiendo del tipo de asiento que elijamos requerirá de una instalación u otra, pues la silla que adquiramos puede ser fija o por el contrario se podrá quitar cada vez que acabemos con el baño. 

Si optamos por una silla fija deberemos anclarla a la pared mediante unos sencillos taladros. Para ello habrá que marcar los puntos de fijación con la ayuda de un nivel para que el asiento quede totalmente recto. Posteriormente realizaremos los agujeros y colocaremos los tacos para fijar el soporte de la silla con unos tirafondos

Una muy buena opción para los asientos fijos son los plegables, ya que una vez finalizado su uso podremos subirlo y será mínimo el espacio que ocupe dentro de la bañera o la ducha. 

Si por el contrario elegimos colocar una silla de quitar y poner, para su instalación deberemos anclarla a los laterales de la bañera cada vez que queramos usarla y retirarla una vez finalizada la tarea.

Este tipo de asientos son menos recomendables debido a que nos darán más trabajo, pues hay que estar instalándolos todas las veces que queramos hacer uso de ellos y además suelen ser algo más inestables. 

La mejor opción 

Por tanto lo más recomendable es colocar un asiento fijo plegable, que únicamente nos dará trabajo a la hora de instalarlo por primera vez y como hemos visto no tiene mayor complicación que la que pudiese tener la instalación de una estantería u otro mueble

Existen diferentes modelos que se adaptan a nuestras necesidades y al peso y envergadura de la persona que lo tenga que usar, por lo que la variedad de sillas para la ducha es muy amplia y siempre encontraremos la mejor para nosotros.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos

Diferentes tipos de candados

Clases de candados

17 Oct 2016